Blog General

Yo sigo hablando

Hola cómo estás? , hoy estoy emocionado, se que Papá quiere hablarte y decirte: Yo sigo hablando.

No sé si me has escuchado, pero yo sigo hablando

Es un clamor del Padre diciendo: Necesito que me escuches porque:

TU MENTE ES EL RESULTADO DE LO QUE HAS ESCUCHADO Y CREÍDO

Todos, pero todos lo pensamientos que tienes son el resultado de lo que has escuchado y has creído.

Ocupo empezar a saturar tus oídos con mis palabras, para que tengas mi forma de pensar.

“Y estas palabras que yo te mando hoy, estarán sobre tu corazón; y las repetirás a tus hijos, y hablarás de ellas estando en tu casa, y andando por el camino, y al acostarte, y cuando te levantes.”
 Deuteronomio‬ ‭6:6-7‬ ‭RVR1960‬‬ 

Sabes cuál es el resultado de la repetición? Tú mente lo toma como una verdad, porque es simplemente imposible que tú oigas algo y no de frutos en ti.

Una palabra es suficiente para producir cambios en tu vida.

TODO MILAGRO EMPEZÓ CON UNA PALABRA, NO CON UN ACTO

Todo milagro que Dios quiere hacer en tu vida va a empezar con una palabra.

Y lo que te capacita para recibir un milagro es la capacidad de oír una palabra que sale de la boca de Dios y creerla.

“—Señor —dijo el oficial—, no soy digno de que entres en mi casa. Tan solo pronuncia la palabra desde donde estás y mi siervo se sanará.”
 ‭‭Mateo‬ ‭8:8‬ ‭NTV‬‬‬‬ 

Si no eres capaz de oír una promesa, no serás capaz de ver su cumplimiento.

SU VOZ NO SIEMPRE TIENE EL MISMO TONO, PERO SIEMPRE TIENE EL MISMO EFECTO

Sabes no es que Dios haya permanecido callado en tu vida, es que no has podido identificar su voz.

“El SEÑOR le dijo: —Sal y ponte de pie delante de mí, en la montaña. Mientras Elías estaba de pie allí, el SEÑOR pasó, y un viento fuerte e impetuoso azotó la montaña. La ráfaga fue tan tremenda que las rocas se aflojaron, pero el SEÑOR no estaba en el viento. Después del viento hubo un terremoto, pero el SEÑOR no estaba en el terremoto. Pasado el terremoto hubo un incendio, pero el SEÑOR no estaba en el incendio. Y después del incendio hubo un suave susurro. Cuando Elías lo oyó, se cubrió la cara con su manto, salió y se paró a la entrada de la cueva. Entonces una voz le dijo: —¿Qué haces aquí, Elías?”
 ‭‭‭‭1 Reyes‬ 19:11-13‬‬‬‬ 

Elias estaba acostumbrado a que Dios le hablara por medio del Fuego, pero Dios le estaba empezando a hablar de una nueva forma.

Dios muchas veces te hablara con una voz que todavía desconoces, te hablara a través de la voz de un niño, de un anciano, de un cliente y aun a través de la voz de tu jefe.

Permanece atento a lo que Dios te quiere decir.

Anuncios

0 comments on “Yo sigo hablando

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: